Escrito por 15:27 Análisis, Artículos, Realidad Virtual

Iron Man VR, surcando los cielos

Poneos el traje de Iron Man porque nos disponemos a surcar los cielos para destruir a nuestros enemigos y salvar el mundo. ¡Al fin y al cabo, Tony Stark puede con todo!

Poneos el traje de Iron Man porque nos disponemos a surcar los cielos para destruir a nuestros enemigos y salvar el mundo. ¡Al fin y al cabo, Tony Stark puede con todo!

Algo necesario

Desde la desarrolladora Camouflaj han decidido que las experiencias VR con superhéroes están genial, pero hay que dar un paso adelante. Nada más iniciar el juego, el jugador ya siente que está ante un juego completo con todas las de la ley dando paso al futuro de las VR, juegos largos, con una trama y actividades secundarias.

En los tiempos que corren, se agradece que desarrolladoras valientes den un golpe en la mesa para alejarse del estereotipo de que con las VR no se juega, solo se experimenta. Iron Man VR ha llegado para cambiar ese concepto erróneo de la realidad virtual.

Apagando fuegos
No todo es combatir…

Si que en todo momento se nota que lleva las PSVR al máximo, dado que hay momentos en que tarda en cargar algunos elementos o que incluso los gráficos no son tan impresionantes como esperava, pero si que es cierto que si tenemos en cuenta la calidad que ofrece PSVR está muy bien conseguido

Difícil de dominar

En Iron Man VR nos encontramos con un juego que nos mete en la piel del mismísimo vengador Iron Man, el juego lleva hasta el límite el concepto de mimetizar los movimientos del jugador, dado que todo se maneja por movimientos, en Iron Man VR no existe el concepto de ir hacia adelante o hacía atrás, sino que el jugador debe usar sus propias manos para propulsarse.

Combate sin parar
Surcando los cielos

Es un concepto que quizá pueda chocar a los jugadores una vez lo prueban e incluso hay momentos de frustración, dado que el jugador quiere ir a un lugar y no llega o no se impulsa bien. Este sistema viene heredado de los juegos antiguos en los cuales manejabas una unidad lunar y tenias que ir haciendo impulsos para llegar a la meta.

En Iron Man VR, cada mano controla un propulsor y el jugador tendrá que irse impulsando con las dos. Por lo tanto, es el propio jugador el que tiene el control absoluto del traje y debe decidir si impulsarse con las dos manos o elegir una de ellas para atacar, por ejemplo.

Más allá de Iron Man

Uno de los puntos que más me ha gustado del juego es que no es el típico juego de combates enfundado en el traje de Iron Man, que es lo que esperaba, sino que ahonda en muchos aspectos del personaje no vistos hasta ahora.

Detalles como por ejemplo pasear por la mansión Stark en Malibú encontrando secretos y expandiendo la historia del personaje; o poder realizar desafíos de vuelo surcando los cielos, simplemente por placer; son algunas de las cosas que se pueden hacer más allá de combatir en los cielos.

soy Tony Stark
Intercalaremos fases con Tony y fases con Iron Man

Las fases se alternan entre momentos donde manejamos a Tony Stark y momentos en los que nos enfundamos en la armadura, cosa que se agradece dado que las zonas de combate son tan intensas e impresionantes que necesitas relajarte de vez en cuando.

De vendedor de armas a superhéroe

La historia de Iron Man VR está ubicada en el momento en que Tony Stark decide abandonar la venta de armas y se pasa a ser un superhéroe, algo que no se ha experimentado en las películas, pero sí en los cómics y que encantará a todos los fans del personaje.

Más allá de obtener la armadura, a medida que avanzamos en la historia se nota la progresión de Iron Man hasta el momento de ser tan poderoso como en las películas, por ejemplo. Entre capítulo y capítulo, Tony Stark trabaja en su armadura y veremos cómo poco a poco el traje va mejorando.

El punto fuerte del juego es la mejora y personalización durante toda la historia, a medida que completemos capítulos, nos darán una puntuación y en base a como lo hayamos hecho podremos obtener puntos de investigación que nos permitirán obtener desde nuevas armas para el traje hasta mejoras pasivas para Iron Man.

cambios en el traje
La personalización es uno de los grandes reclamos del título

Adicional a esas mejoras del personaje, existe un sistema de desafíos dentro del juego que nos permite desbloquear nuevas pinturas para el traje al realizar distintas actividades.

El punto de rejugabilidad para poder obtener todos los puntos de investigación hace que Iron Man VR se sienta como un juego completo y no como una experiencia que jugamos una vez y la dejamos estar. Nos puede llevar horas desbloquearlo todo.

La primera misión real

No quiero hacer spoiler pero tenía que mencionar esa primera misión del juego, del primer capítulo en donde tendremos que salvar a Pepper de un avión en llamas surcando los cielos.

volando voy
Recordaré esta primera misión durante mucho tiempo…

Este tipo de momentos que se te graban a fuego en tu memoria de jugador son los que hacen grande a la tecnología de la realidad virtual. Estar surcando el cielo a miles de metros de altura, viendo un avión en llamas caer hacia el suelo y tu como Iron Man tratando de salvarlo, ha sido una pasada que recomiendo que todo el mundo pruebe.

caratula iron man vr

Como conclusión, Iron Man VR debería ser el nuevo estándar de los juegos de realidad virtual de Playstation VR ofreciendo muchas horas de contenido y que suponga un reto para todo tipo de jugadores. Es el punto de entrada perfecto para aquellos que no se han atrevido a probar la realidad virtual, dado que se integra perfectamente con el ecosistema Playstation VR, desde las gafas hasta los controladores PS Move. Queda claro que es un juego exigente, no apto para aquellos que a la mínima que ven un poco de dificultad dejan apartado el juego, pero una vez te adecúas a los controles puedes disfrutarlo de inicio a fin surcando los cielos.

¡ Enfundaros el traje de Iron Man y destruir a Fantasma, ese enemigo misterioso !

(Visited 33 times, 1 visits today)
Cerrar